lunes, 27 de septiembre de 2010

Hay una palabras que definitivamente erradiqué de mi vocabulario

Una de las más grandes lecciones que he aprendido en la vida es aquella que me invita a cuidar mi lenguaje, las palabras que uso, la manera como me expreso conmigo misma y con los demás.

Hay una palabras que definitivamente erradiqué de mi vocabulario por la connotación negativa que tiene ... es la palabra culpa.

Al margen de cual sea su denotación o significado de diccionario, la palabra culpa va directamente a nuestra autoestima, nos hace sentir remordimiento e impotencia. Entonces en lugar de decir culpa la palabra que uso siempre en su lugar es responsabilidad y puedo decir que siempre es nuestra responsabilidad.

Haz la prueba. De ahora en adelante cada vez que te encuentres con una de esas situaciones en las cuales sientes que haya sido tu culpa di en su lugar: "esto es mi responsabilidad". Verás qué diferencia hace eso en tu diálogo, en la manera como te percibes a ti msmo.

¿Por qué habrías de culparte por algo en lugar de asumir la responsabilidad? Además es una abordaje mucho más maduro y más amable contigo mismo.

Así como este pequeño cambio he descubierto muchísimos más a diario en la forma como me comunico y créeme que cambiar la forma como te expresas hace una diferencia grande en tu vida, recuerda siempre que nuestro lenguaje es generador de realidad.

Una de las primeras cosas que le digo a mis estudiantes de prosperidad es que no vuelvan a enunciar ni una sola cosa negativa sobre sus finanzas y su vida económica. ¿Parece muy simple para tener una repercusión real? Te sorprendería saber el impacto que UN PEQUEÑO CAMBIO HECHO DE FORMA CONSISTENTE puede hacer en tu vida.

Inténtalo, comienza hoy mismo por cuidar la forma como te comunicas contigo mismo y con los demás.
Deja de participar en conversaciones victimistas
Deja de decir cosas negativas sobre ti mismo
Comienza a destacar en ti mismo tus cualidades y virtudes
Toma el hábito de ver lo positivo en cada circunstancia (recuerda que POTENCIAMOS aquello en lo cual centramos nuestra atención)
Y recuerda que nunca es tu culpa, siempre es tu RESPONSABILIDAD.

Este tema de armonizar nuestro lenguaje lo considero EXTREMADAMENTE IMPORTANTE para acompasar debidamente todo lo que aprendemos con la Ley de la Atracción ya que nos ayuda a ser coherentes en nuestro diario vivir. No puedes desear tener una pareja cuando al mismo tiempo dices "todos las mujeres buenos están casadas" Eso no es coherente y es parte del cuidado de nuestro lenguaje.

Este tema me encanta, es uno de mis favoritos

Miguel Angel Tejerina
mikimetan2@gmail.com
http://san45pedro.blogspot.com/
http://tinyurl.com/2usqx8c
http://tinyurl.com/298o67ehttp://tinyurl.com/3ydua23

Reacciones:

Etiquetas